domingo, septiembre 17, 2006

Otra historia similar a las propinas: la prohibición de cobrar intereses entre los musulmanes

La religión musulmana prohíbe cobrar intereses por los préstamos. No obstante, los bancos han encontrado la manera de sobreponerse a semejante problema. En vez de concederte una hipoteca cuando compras una casa y cobrar intereses por el préstamo, el banco compra la casa y te la alquila por el periodo de duración de una hipoteca con opción de compra a un determinado precio. Obviamente, si sumas el alquiler y el precio de la opción de compra va a dar una cantidad igual al precio de compra original de la casa más los intereses de una hipoteca más las molestias del banco para montar toda esta historia.

2 comentarios:

Santy dijo...

JAJAJA. que mala fama les ha dado la usura para llegar a prohibir el interes. Esto vuelve a demostrar que el mercado se ajusta automaticamente en muchos aspectos aunque tenga restricciones en el ambito politico, religioso o sociocultural.

Pelayo González dijo...

http://www.elmundo.es/mundodinero/2006/06/14/economia/1150300949.html

http://www.webislam.com/?idt=5355